Novelas de los territorios españoles del Golfo de Guinea (11): Corisco, la isla de los relampagos de David J. Nieves. Novela colonial hispanoafricana Antonio M. Carrasco.

NOVELAS DE LOS TERRITORIOS ESPAÑOLES DEL GOLFO DE GUINEA (11): CORISCO. LA ISLA DE LOS RELÁMPAGOS de DAVID J. NIEVES.

NIEVES, David J.: Corisco. La isla de los relámpagos  (Goya ediciones. Santa Cruz de Tenerife s.a. 80 páginas. Fotografías).

La relación de David J. Nieves con Guinea es cinematográfica. Nació en Lanzarote en 1945 y vivió en Las Palmas. Fue cámara y director de documentales. Y creó las empresas Islas Unidas Films y Timanfaya Films. Acudió a la Guinea española, siguiendo la senda iniciada por Hernández Sanjuán, para realizar películas documentales.

   La experiencia en la colonia española, y especialmente en la isla de  Corisco, dejaron una fuerte impresión emocional que le llevaron a escribir el libro Corisco. La isla de los relámpagos, que no es su única obra publicada ya que también es autor de El joven David (1949) o Mariví (1963). El libro sobre Corisco posiblemente sea de 1960 ó 1961, después del viaje que realizó en el primero de esos dos años. La fascinación la demuestra al escribir: La isla de los relámpagos nos presenta una belleza sobrenatural, que cautiva  a todos los corazones humanos o … la cultura de los habitantes de esta isla es muy superior a la de otras tribus africanas (página 9). Corisco es un libro raro, ecléctico. Una mezcla de libro de viajes, novela y guion cinematográfico. Es una historia del bosque, llena de descripciones coloristas y mucha acción que se concreta en diálogos largos, como para rodar la historia. En torno a un personaje europeo llamado Wilgis, el autor recrea una acción que pretende ser puramente guineana, corisqueña. Wilgis es un europeo que mató al padre Jacob, misionero, y que vive atormentado por la culpa. Y la novela trata de explicar cómo se llegó a esto. Nieves utiliza nombres extranjeros, muy propio de la época y la mentalidad, fruto de una autocensura o de la hipocresía colonial hispana que trataba de reflejar un ambiente de buenos y paternales colonos.

Nieves era un viajero, no era un residente en África que conociera en profundidad la realidad del territorio y de la política colonial. Se puede decir que llega con la ingenuidad del que cree que la labor colonial es benefactora, que impulsa la educación y el desarrollo y que trata de  sustraer al africano de sus vicios ancestrales. En ello destacaban los misioneros. Posiblemente creyera en ello con sinceridad, pero también por influencia de la información disponible. Así, su libro está lleno de párrafos que denotan su paternalismo colonial; por ejemplo: A primera vista, el nativo de ciertas tribus africanas es bueno e incapaz de alterar su conducta, pero la realidad es otra; su mentalidad gira en un círculo infantil, y como tal, hemos de temer mucho sus impulsos cuando se halla en estado de embriaguez, celos o bajo los efectos de brebajes que utilizan para excitar sus apetitos y vigorizar su ánimo. Son débiles y cobardes en estado normal, y excesivamente peligrosos en estado de embriaguez (página 22).

Es una novela sencilla de selva e indígenas. Escrita por un autor que descubre un mundo extraño y a sus habitantes. El protagonista es, en definitiva y por la visión que tiene de las cosas, el mismo autor. Por tanto, el autor expresa en el libro la mentalidad colonial propia de la época, el distanciamiento de los guineanos, el sentimiento de superioridad moral y cultural. Por eso es interesante, porque es una buena muestra de una forma de pensar que era la general en la sociedad de la época y que nos parece racista y discriminatoria en la manera actual de ver estas cuestiones. Pero el colonial de mediados del siglo XX no se consideraba a si mismo racista, sino imbuido de una misión civilizadora de la que nos habla la literatura colonial.

Por otra parte, es un libro ameno que está lleno de detalles de vida guineana y de sentimientos propios del viajero europeo por la selva. Y tiene algunas singularidades que lo hacen original. Una, es que habla de Corisco en la etapa en que era el centro de la actividad europea en la zona próxima al continente. Habla de las factorías, de la misión y de la actividad comercial del poblado de Simba (Evangge-Simba). Y de la rivalidad entre los habitantes simbas y los samangones. La importancia de Corisco decayó tras el tratado de 1900 que supuso la soberanía española en la zona continental y el desplazamiento de la actividad política y comercial hacia Bata. Hasta entonces, Corisco había disfrutado de un grado alto de prosperidad y de relaciones con Europa a través de factorías de diversas nacionalidades. Otra, es que novela un hecho oscurecido en la historiografía: la destrucción de la iglesia católica en una revuelta benga. Aprovecho una foto del libro de fotografías de Emilio Fontán Besey The island of Corisco.

http://novela-colonial-hispanoafricana.blogspot.com/2019/11/novelas-de-los-territorios-espanoles.html?utm_source=feedburner&utm_medium=email&utm_campaign=Feed%3A+NovelaColonialHispanoafricanaAntonioMCarrasco+%28NOVELA+COLONIAL+HISPANOAFRICANA.++Antonio+M.+Carrasco%29