Más sobre las corruptelas de SBMoffshore en Guinea Ecuatorial.

Un personaje no aparece en la amplia requisitoria publicada el 29 de noviembre por el Departamento de Justicia norteamericano (DoJ) contra la empresa parapetrolera monegasca SBM offshore, condenada a 238 millones dólares de multa por corrupción en Brasil y en África.

Si el británico Anthony Mace, el expresidente de SBM offshore, y su director comercial, el americano Robert Zubiate, han sido declarados culpables en este asunto, uno de los principales arquitectos del sistema de comisiones puesto en práctica por SBM offshore en África es un francés, Jean-Philippe Laurès, que no ha sido condenado y al que ni tan siquiera se cita en el requerimiento del DoJ.

Sin embargo, Laurès, que fue el director para África de SBM, fue también quien supervisó la distribución de 16,42 millones de dólares en comisiones en Guinea Ecuatorial, y de 13,9 millones dólares en Angola. Y fue bajo su supervisión cuendo SBM hizo entrega de un BMW X5 a uno de los responsables de GEPetrol, la empresa nacional del petróleo guineoecuatorina.

En Guinea Ecuatorial, SBM es la empresa asociada con GEPetrol en Aseng Production, empresa propietaria del FPSO alquilado a Noble Energy para el desarrollo del campo de Aseng. En Angola es la empresa asociada con Sonangol en la empresa conjunta Sonasing que allí todavía  alquila FPSO a los operadores petroleros activos en el país.

[FPSO: “Un buque FPSO (Floating Production, Storage and Offloading) se puede definir como “Unidad flotante de producción, almacenamiento y transferencia de petróleo. Este tipo de buque “especial” es utilizado por la industria del sector Offshore generalmente para el procesamiento de hidrocarburos y el almacenamiento de petróleo

Está especialmente diseñado para recibir los hidrocarburos producidos a partir de plataformas cercanas o pozos submarinos, procesarlos, y almacenarlos hasta descargarlos a otro buque, terminal o  a través de una tubería. http://ingenieromarino.com/buques-fpso-offshore/]

Fuente: Africa Energy Intelligence, nº 806, 5 diciembre 2017.