El Gobierno de Guinea Ecuatorial acusa de «injerencia» a la Justicia francesa. Agencia EFE

Nairobi, 12 feb (EFE).- El Gobierno de Guinea Ecuatorial acusó hoy de «injerencia» y «manipulación» a la Justicia francesa en relación con la condena que impuso al vicepresidente e hijo del jefe del Estado ecuatoguineano, «Teodorín» Obiang, por blanqueo.

En un comunicado firmado por el primer ministro, Francisco Pascual Obama Asue, el Ejecutivo manifestó «su repulsa ante los actos de injerencia en los asuntos de jurisdicción interna» del Estado ecuatoguineano «por parte de los tribunales franceses».

«Los supuestos delitos por los que falsamente se le acusa al vicepresidente de la República se supone que se cometieron en territorio nacional», alegó el primer ministro.

«La supuesta víctima de tales delitos, si los hubiere, sería el pueblo de Guinea Ecuatorial. Por tanto, los tribunales franceses carecen de competencia ni mucho menos de legitimidad jurídica para conocer este asunto», agregó el jefe del Gobierno del pequeño país centroafricano situado en el golfo de Guinea.

El comunicado se publicó después de que el Tribunal de Apelación de París confirmara este lunes la pena impuesta a Teodoro Nguema Obiang Mangue, más conocido como «Teodorín», en octubre de 2017 de tres años de cárcel exentos de cumplimiento a menos que reincida.

Pero mientras en primera instancia la multa de 30 millones de euros estaba igualmente exenta de cumplimiento, ahora la Justicia francesa sí que exigió al vicepresidente que pague ese dinero.

Además, se mantiene sin cambios la confiscación de los bienes que habían sido requisados durante la instrucción, entre los que figura el edificio que alberga ahora la Embajada de Guinea Ecuatorial en París, en una de las avenidas más exclusivas de la ciudad.

El inmueble es objeto de un contencioso bilateral particular ante el Tribunal Internacional de Justicia de La Haya.

Los jueces franceses fijaron igualmente una indemnización de 25.000 euros para la ONG Transparencia Internacional, que estuvo en el origen de las denuncias que desembocaron en la acusación contra «Teodorín» y que se había constituido en acusación internacional.

La Justicia francesa reprocha al vicepresidente haber blanqueado en Francia decenas de millones de euros obtenidos de forma corrupta en su país, sobre todo gracias a su responsabilidad como ministro de Bosques, por la que no podía ser condenado directamente en París.

Desde su independencia de España en 1968, Guinea Ecuatorial está considerada por organizaciones pro derechos humanos uno de los países más represivos del mundo debido a las acusaciones de detenciones y torturas de disidentes y a las denuncias de repetidos fraudes electorales.

El jefe de Estado ecuatoguineano, Teodoro Obiang, gobierna el país con mano de hierro desde 1979, cuando derrocó a su tío Francisco Macías mediante un golpe de Estado, y es actualmente el presidente que más tiempo lleva en el poder en el mundo. EFE

https://www.lavanguardia.com/vida/20200212/473484412977/el-gobierno-de-guinea-ecuatorial-acusa-de-injerencia-a-la-justicia-francesa.html